domingo, marzo 05, 2006

Si te deben dinero...


Es muy sencillo, coges un trozo de papel en blanco, sin renglones y escribes el nombre de tu deudor con tinta negra. Lo escondes bajo el felpudo de tu casa. ¡ No tardará demasiado en pagarte!